Health Library Explorer
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z A-Z Listings Contact Us

Wilms Tumor

¿Qué es el tumor de Wilms?

El tumor de Wilms es un tumor canceroso que comienza en las células del riñón.  Es el tipo más común de cáncer de riñón en los niños. Por lo general se detecta cuando el niño tiene 3 o 4 años. El tumor puede ser muy grande antes de que se lo descubra. Y puede haberse extendido (hecho metástasis) a otros tejidos corporales. El lugar más común al que se extiende el tumor de Wilms son los pulmones. Pero también puede extenderse al hígado, los ganglios linfáticos, el otro riñón, el cerebro y los huesos.

¿Qué causa el tumor de Wilms?

La mayoría de los casos del tumor de Wilms se producen al azar sin una causa clara. Los defectos en los genes afectan el crecimiento de las células de los riñones. Pero no es común que el tumor de Wilms sea hereditario.

¿Quiénes corren el riesgo de desarrollar el tumor de Wilms?

Una pequeña cantidad de niños con el tumor de Wilms también tienen un síndrome causado por genes anormales, por ejemplo:

  • WAGR
  • Denys-Drash
  • Beckwith-Wiedemann

Algunos defectos de nacimiento pueden incrementar la posibilidad de tener el tumor de Wilms. Por ejemplo, un niño con defectos del pene o los testículos puede tener más riesgo. Hable con el proveedor de atención médica de su hijo si desea más información sobre estas afecciones.

¿Cuáles son los síntomas del tumor de Wilms?

Los síntomas pueden ser levemente distintos en cada niño. Pueden incluir:

  • Un bulto en el abdomen
  • Inflamación del abdomen
  • Dolor en el abdomen, pero algunos niños no sienten dolor
  • Sangre en la orina
  • Fiebre
  • Presión arterial alta (hipertensión)

Los síntomas del tumor de Wilms pueden parecerse a los de otros problemas de salud. Asegúrese de que su hijo vea a un proveedor de atención médica para recibir un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica el tumor de Wilms?

El proveedor de atención médica de su hijo le preguntará sobre sus síntomas y su historia clínica (antecedentes de salud). También examinará a su hijo.  A su hijo pueden además hacerle análisis como:

  • Ecografía abdominal. Este estudio usa ondas de sonido y una computadora para generar imágenes de los vasos sanguíneos, de los tejidos y de los órganos. Puede mostrar el riñón, el tumor y los vasos sanguíneos del riñón. También puede ayudar a ver si hay tumores en el otro riñón o en otras partes del abdomen.
  • Tomografía computarizada del abdomen. Esta prueba emplea una serie de radiografías y una computadora para producir imágenes detalladas del abdomen. Las tomografías computarizadas son más detalladas que las radiografías estándar.
  • Resonancia magnética. Esta prueba usa imanes, ondas de radio y una computadora para generar imágenes detalladas del cuerpo. La resonancia magnética puede determinar si el cáncer se ha propagado a otras partes de su cuerpo (hecho metástasis). También puede mostrar si hay células cancerígenas en los ganglios linfáticos o en otros órganos. 
  • Radiografía de tórax. Una radiografía se realiza con una pequeña cantidad de radiación. Puede mostrar si el cáncer se ha extendido a los pulmones.
  • Análisis de sangre y de orina. Pueden controlar los riñones y el hígado y verificar la salud general.
  • Biopsia. Se extrae una pequeña muestra de tejido y se analiza con un microscopio para ver si hay células cancerígenas. Se pueden tomar muestras del tumor, de los ganglios linfáticos cercanos y de otros tejidos. Una biopsia también puede mostrar el tipo de tumor. Con algunos tumores no es posible realizar una biopsia de tejido renal.

¿Cómo se trata el tumor de Wilms?

La mayoría de los niños con tumor de Wilms se puede curar. El tratamiento dependerá de su estado y otros factores. A su hijo lo tratarán especialistas con experiencia en tratar el tumor de Wilms. Pueden incluir un cirujano pediátrico y un especialista en cáncer pediátrico (oncólogo). El cáncer se tratará con alguno de los siguientes métodos:

  • Cirugía. Se realiza para extirpar el riñón afectado (nefrectomía). En la mayoría de los niños no es recomendable extirpar solo parte del riñón. Se estudian muestras del riñón que se extrajo. Es posible que también se tomen muestras de los ganglios linfáticos cercanos y se las estudie.
  • Quimioterapia. Son medicamentos para matar las células cancerígenas. Se utilizan para destruir las células cancerígenas antes o después de la cirugía. También se utilizan para tratar el cáncer que se ha extendido o reaparece.
  • Radioterapia. Son rayos X de energía alta u otros tipos de radiación. La radiación se utiliza para matar las células cancerígenas o para detener su crecimiento. También se puede utilizar para tratar el cáncer que se ha extendido o reaparece.
  • Cuidados de apoyo. El tratamiento puede tener efectos secundarios. Se pueden usar medicamentos y otros tratamientos para aliviar el dolor, la fiebre, la infección, las náuseas y los vómitos.
  • Ensayos clínicos. Pregúntele al proveedor de atención médica de su hijo si hay algún tratamiento que se esté estudiando que pueda funcionar bien para su hijo. 

Su hijo necesitará atención de seguimiento durante el tratamiento y después de él para:

  • Controlar la respuesta de su hijo al tratamiento
  • Manejar los efectos secundarios del tratamiento
  • Controlar si el cáncer se ha extendido o regresa

Algunos tratamientos pueden ser duros para su hijo, pero aumentan la posibilidad de que tenga una vida larga. Hable de los efectos secundarios del tratamiento con el proveedor de atención médica de su hijo.

Con cualquier cáncer, qué tan bien se espera que su hijo se recupere (prognosis) varía. Tenga en cuenta lo siguiente:

  • Obtener tratamiento médico de inmediato es importante para tener la mejor prognosis. 
  • Es necesaria la atención de seguimiento durante el tratamiento y después de él.
  • Se están estudiando nuevos tratamientos para mejorar los resultados y reducir los efectos secundarios.

¿Cuáles son las posibles complicaciones del tumor de Wilms?

Las posibles complicaciones pueden incluir lo siguiente:

  • Efectos secundarios de la quimioterapia o de la terapia con radiación, como insuficiencia cardíaca o aparición de un nuevo tipo de cáncer
  • Problemas como consecuencia de la cirugía, como hemorragia o infección
  • Problemas de embarazo en el futuro
  • Cáncer que reaparece o que se extiende
  • Muerte

¿Cómo se maneja el tumor de Wilms?

Puede ayudar a su hijo a manejar su tratamiento de muchas formas. Por ejemplo:

  • Es posible que su hijo tenga dificultad para comer. Un dietista tal vez pueda ayudarlo.
  • Es posible que su hijo esté muy cansado. Tendrá que equilibrar descanso y actividad. Aliente a su hijo a hacer algo de ejercicio. Esto es bueno para la salud general. Y tal vez lo ayude a reducir el cansancio.
  • Si su hijo fuma, ayúdelo a dejar de fumar. Si su hijo no fuma, asegúrese de que conoce el peligro del tabaquismo.
  • Busque apoyo emocional para su hijo. Busque un consejero o un grupo de apoyo para niños.
  • Asegúrese de que su hijo asiste a todas las consultas de seguimiento.

Es posible que su hijo necesite:

  • Que lo controlen para ver si tiene el tumor de Wilms si tiene una afección que aumenta la posibilidad de desarrollar el tumor de Wilms.
  • Que le hagan pruebas genéticas y que vaya a un consejero

¿Cuándo debo llamar al proveedor de atención médica de mi hijo?

Llame al proveedor de atención médica si su hijo tiene:

  • Síntomas que empeoran
  • Aparecen síntomas nuevos
  • Efectos secundarios del tratamiento

Puntos clave sobre el tumor de Wilms

  • El tumor de Wilms es un cáncer que comienza en las células del riñón.
  • Aparece principalmente en niños entre los 3 y 4 años.
  • Es posible que no produzca síntomas y que no se lo diagnostique hasta que sea de tamaño grande.
  • Es posible usar cirugía, quimioterapia y radioterapia para tratar el tumor de Wilms.
  • La mayoría de los niños con tumor de Wilms se puede curar con tratamiento.

Próximos pasos

Consejos para ayudarle a aprovechar al máximo una visita al proveedor de atención médica de su hijo:

  • Antes de su visita, escriba las preguntas que quiere hacerle.
  • En la consulta, anote los nombres de los nuevos medicamentos, tratamientos o pruebas y análisis, y toda nueva instrucción que su proveedor le dé para su hijo.
  • Si su hijo tiene una cita de control, anote la fecha, la hora y el propósito de esa visita.
  • Averigüe cómo puede comunicarse con el proveedor de su hijo después del horario de consultorio. Es importante por si su hijo se enferma y usted necesita hacer preguntas o pedir un consejo.
Online Medical Reviewer: Holloway, Beth, RN, M.Ed.
Online Medical Reviewer: Stump-Sutliff, Kim, RN, MSN, AOCNS
Date Last Reviewed: 6/1/2015
© 2000-2016 The StayWell Company, LLC. 780 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Powered by StayWell
About StayWell | StayWell Disclaimer