Health Library Explorer
A B C D E F G H I J K L M N O P Q R S T U V W X Y Z A-Z Listings Contact Us

Immune Thrombocytopenic Purpura in Children

¿Qué es la púrpura trombocitopénica inmunitaria (PTI)?

La PTI es un trastorno de la sangre que provoca una disminución en el número de plaquetas en la sangre. Las plaquetas ayudan a detener el sangrado. Por lo tanto, una disminución de las plaquetas puede producir moretones con facilidad, sangrado de las encías y sangrado en el interior del cuerpo. Cuanto menor es el recuento de plaquetas, mayor es el riesgo de hemorragia. 

La PTI puede ser aguda o crónica:

  • Púrpura trombocitopénica aguda. Es la más común en niños pequeños (de entre 2 y 6 años de edad). Los síntomas pueden seguir una enfermedad viral, como la varicela. La PTI aguda generalmente comienza muy pronto. Los síntomas generalmente desaparecen en menos de 6 meses (a menudo en el plazo de algunas semanas). El tratamiento no suele ser necesario. El trastorno por lo general no se repite. La PTI aguda es la forma más común de la enfermedad.
  • Púrpura trombocitopénica crónica. Este trastorno puede comenzar a cualquier edad. Los síntomas duran por lo menos 12 meses. Los adultos tienen esta forma con más frecuencia que los niños, pero sí afecta a los adolescentes. La probabilidad en mujeres es de 2 a 3 veces más a menudo que los hombres. La PTI crónica puede repetirse a menudo.

¿Cuáles son las causas de la PTI en niños?

En la mayoría de los casos, la causa de la PTI en niños se desconoce. Las causas conocidas son las siguientes:

  • Problemas del sistema inmunológico
  • Infecciones virales como la varicela
  • Algunos medicamentos o vacunas

¿Cuáles son los síntomas de la PTI en niños?

Los síntomas de la PTI están relacionados con un aumento del sangrado. Algunos niños tienen síntomas muy leves e, incluso, ninguno. Los síntomas pueden incluir, por ejemplo:

  • Púrpura. Este es el color púrpura de la piel luego de que la sangre se ha "filtrado" por debajo.
  • Moretones. Un moretón es sangre debajo de la piel. Los niños con PTI pueden tener grandes moretones sin que una lesión los haya causado. Los moretones pueden aparecer en los codos y las rodillas solo del movimiento.
  • Petequias. Puntos rojos debajo de la piel el resultado de hemorragias muy pequeñas.
  • Sangrado nasal
  • El sangrado en la boca y/o en y alrededor de las encías
  • Sangre en la orina o en las heces
  • Vómitos con sangre
  • Sangrado con una lesión en la cabeza. Esto puede ser potencialmente mortal en un niño con PTI. 

Los síntomas del PTI pueden parecerse a otros problemas de salud. Siempre consulte al médico de su hijo para obtener un diagnóstico.

¿Cómo se diagnostica la PTI en niños?

El proveedor de atención médica de su hijo le preguntará acerca de los antecedentes de salud de su hijo y le hará un examen físico. Otras pruebas pueden incluir lo siguiente:

  • Hemograma. Un hemograma comprueba los glóbulos rojos y blancos de la sangre, las células de coagulación de la sangre (plaquetas) y, a veces, glóbulos rojos jóvenes (reticulocitos). Incluye la hemoglobina y el hematocrito, y más detalles acerca de los glóbulos rojos.
    • El recuento de plaquetas normal es de entre 150.000 a 450.000. En el caso de la PTI, el recuento de plaquetas es inferior a 100.000. Al momento que se produce un sangrado significativo, el niño puede tener un recuento de plaquetas inferior a 10.000. 
  • Frotis de sangre periférica. Una pequeña muestra de sangre se examina bajo un microscopio. Se evalúan las células sanguíneas para ver si su aspecto es normal o no.
  • Aspiración de la médula ósea. Para evaluar la producción de plaquetas y descartar cualquier célula anormal que la médula pueda estar produciendo que podría reducir bajar el recuento de plaquetas.

¿Cómo se trata la PTI en niños?

El proveedor de atención médica de su hijo analizará cuál es el mejor tratamiento según:

  • La edad de su hijo
  • Su estado general de salud y su historia clínica
  • Qué tan enfermo esté
  • Qué tan bien su hijo puede tolerar medicamentos, procedimientos o tratamientos específicos
  • Cuánto se espera que dure su afección.
  • Su opinión o preferencias.

El proveedor de su hijo probablemente lo derivará a un hematólogo, un experto en enfermedades de la sangre. No todos los niños con PTI requieren tratamiento. Algunos niños se recuperan sin tratamiento. Los análisis de sangre y la protección contra el sangrado pueden ser todo lo que necesitan.

Cuando se necesita tratamiento, las dos formas más comunes de tratamiento son los esteroides y la inmunoglobulina:

  • Corticosteroides. El breve tratamiento con medicamentos esteroides ayuda a prevenir el sangrado mediante la disminución de la destrucción de las plaquetas. Los esteroides pueden aumentar el recuento de plaquetas en 2 a 3 semanas.
  • Inmunoglobulina intravenosa (IgIV). Una sola dosis de IgIV para frenar la destrucción de las plaquetas. Funciona más rápidamente que los esteroides (dentro de 24 a 48 horas).
  • Inmunoglobulina anti-D o Rh. Este medicamento detiene temporalmente la destrucción de las plaquetas por parte del bazo. Esto se utiliza muy cuidadosamente ya que en realidad puede causar la destrucción de los glóbulos rojos.

Otros tratamientos de la PTI puede incluir lo siguiente:

  • Rituximab. Este es un tipo de antibiótico que ayuda a aumentar la cantidad de plaquetas.
  • Dexametasona en dosis altas. Es un tipo de esteroide.
  • Esplenectomía. Se extirpa el bazo, ya que es donde se destruyen la mayoría de las plaquetas.

¿Cuáles son las complicaciones de la PTI?

Las complicaciones de la PTI en los niños incluyen:

  • Sangrado grave
  • Las complicaciones derivadas de los medicamentos utilizados para el tratamiento de la PTI

¿Cómo se maneja terapéuticamente la PTI?

Para prevenir el sangrado tenga en cuenta lo siguiente:

  • Acolche la cuna o cama del niño.
  • Asegúrese de que su hijo use un casco y otras almohadillas protectoras al andar en bicicleta, patinar o andar en monopatín.
  • Su hijo debe evitar los deportes de contacto como el fútbol, el fútbol americano, el rugby y la lucha libre, así como otras actividades que tienen alta probabilidad de causar lesiones.
  • Su hijo no debe tomar aspirina u otros medicamentos antiinflamatorios no esteroideos (AINE) que aumentan el riesgo de sangrado.

Hable con el proveedor de su hijo sobre otras formas de prevenir lesiones.

¿Cuándo debo llamar al proveedor de atención médica de mi hijo?

Llame al proveedor de atención médica de su hijo si nota que el niño evidencia empeoramiento de los síntomas de sangrado.

Puntos clave sobre la PTI en niños

  • La PTI es un trastorno de la sangre en el cual disminuyen las plaquetas, lo cual puede resultar en moretones, sangrado de las encías y hemorragias internas.
  • La causa es generalmente desconocida, pero puede ser un trastorno autoinmune o tras una enfermedad viral. También puede ocurrir debido a determinados medicamentos o vacunas.
  • El tratamiento puede no ser necesario. Los tratamientos más comunes son la inmunoglobulina o los corticosteroides.

Próximos pasos

Antes de aceptar que su hijo se haga la prueba o el procedimiento, confirme si sabe lo siguiente:

  • El nombre de la prueba o del procedimiento.
  • La razón por la que le harán la prueba o el procedimiento.
  • Qué resultados esperar y lo que significan.
  • Los riesgos y los beneficios de la prueba o el procedimiento.
  • Cuándo y dónde se hará la prueba o el procedimiento.
  • Quién le hará la prueba o el procedimiento y qué títulos o diplomas tiene esa persona.
  • Qué sucedería si su hijo no se hace la prueba o el procedimiento.
  • Si hay alguna prueba o procedimiento alternativos que podría considerar.
  • Cuándo y cómo recibirá los resultados.
  • A quién debe llamar después de la prueba o procedimiento si usted tiene alguna pregunta o su hijo tiene algún problema.
  • Cuánto tendrá que pagar por la prueba o el procedimiento.
Online Medical Reviewer: Freeborn, Donna, PhD, CNM, FNP
Online Medical Reviewer: Holloway, Beth, RN, M.Ed.
Date Last Reviewed: 2/18/2015
© 2000-2016 The StayWell Company, LLC. 780 Township Line Road, Yardley, PA 19067. Todos los derechos reservados. Esta información no pretende sustituir la atención médica profesional. Sólo su médico puede diagnosticar y tratar un problema de salud.
Powered by StayWell
About StayWell | StayWell Disclaimer